La Fundación MHG ha recibido el apoyo económico de Bankia, para iniciar un proyecto de investigación que tiene como
finalidad contribuir al bienestar de las personas afectadas de esclerosis
múltiple por medio de las terapias ecuestres.
“Investigación sobre los beneficios que la Terapia Asistida
con Caballos produce en Pacientes aquejados de Esclerosis Múltiple” es un
proyecto pionero que, arrancará el próximo 8 de octubre y que sale adelante con el apoyo del Hospital de Torrejón de Ardoz,
centro perteneciente a la Red Pública de Hospitales de la Comunidad de Madrid.
Este proyecto, en el que pacientes con EM participarán durante seis meses en sesiones de terapia ecuestre, tiene como objetivo medir los efectos positivos que estas
terapias ejercen en aspectos muy significativos y característicos de la
esclerosis múltiple. Se pretende que sirvan de apoyo a los tratamientos ya conocidos,
contribuyendo así a mejorar la calidad de vida de estos pacientes cuya
enfermedad neurodegenerativa, es considerada la segunda causa de discapacidad
neurológica en nuestro país.

La aportación de Bankia se enmarca en su programa Red Solidaria, por el cual
sus oficinas consiguen apoyar el proyecto social cercano que eligen a
principios de año si logran alcanzar sus objetivos de negocio en el conjunto
del ejercicio. Durante el ejercicio pasado, un total de 163 proyectos, por un
importe conjunto superior a 1,2 millones de euros, recibieron financiación
gracias al programa del banco.


Red Solidaria

La aportación de Bankia se enmarca en su programa Red
Solidaria, por el cual sus oficinas consiguen apoyar el proyecto social cercano
que eligen a principios de año si logran alcanzar sus objetivos de negocio en
el conjunto del ejercicio. Durante el ejercicio pasado, un total de 163
proyectos, por un importe conjunto superior a 1,2 millones de euros, recibieron
financiación gracias al programa del banco.
Red Solidaria trata de reconocer el esfuerzo de los
empleados en el logro de objetivos de negocio, apoyando proyectos sociales
cercanos, propuestos por los propios empleados, con el objetivo de que la
acción social del banco se desarrolle en las localidades donde está
presente. De este modo, la entidad apoya a las asociaciones, fundaciones y
ONG que desarrollan programas de acción social en estas zonas y que generan un
impacto local perceptible por sus clientes y empleados.

Difunde